Opinión: Automatización, la nueva forma de proteger los datos personales

Por en Diseño & Desarrollo

Se estimó que en 2019, la demanda global por profesionales en ciberseguridad alcanzó los 6 millones, mientras que la escasez de mano de obra calificada llegaba al 25%. Es ahí donde la tecnología nos da una mano. La solución es automatizar procesos.

*Por Vinicius Dias, Gerente General de Oracle Chile

Actualmente, muchas organizaciones consideran los datos como uno de sus activos más valiosos, pues les permiten tomar decisiones y personalizar la atención a sus clientes. Sin embargo, el manejo y protección de ellos supone todo un desafío y un solo error humano puede costarles a las marcas un daño reputacional irreparable.

Las proyecciones estiman que en 2020, cada individuo a nivel mundial generará 1,7 MB de datos por segundo y, según McAfee, en el primer trimestre de 2019 los secuestros de datos (ransomware) crecieron un 118%, por lo que estamos ante un riesgo que tiene que ser abordado de forma urgente.

Hoy las empresas son las llamadas a garantizar que la información personal de sus clientes no sea robada ni filtrada. A nivel mundial existe el Reglamento General de Protección de Datos, con los que las empresas se tienen que regir mediante un estándar de seguridad mínimo y, en Chile, se está trabajando para que este 2020 se presente una ley de protección de datos personales que exigirá a las organizaciones mejoras para resguardarlos. Pero, esta tarea se vuelve más compleja con la falta de especialistas en el área.

Se estimó que en 2019, la demanda global por profesionales en ciberseguridad alcanzó los 6 millones, mientras que la escasez de mano de obra calificada llegaba al 25%. En teoría, hubo 1,5 millones de vacantes que no se ocuparon. Es ahí donde la tecnología nos da una vez una mano. La solución es automatizar procesos.

Para 2025, el 80% de los ataques de seguridad provendrán de una fuente interna. Las configuraciones erróneas de seguridad pueden ocurrir desde en los servicios de red hasta la base de datos, y los atacantes a menudo explotarán estas vulnerabilidades para violar los sistemas de información. En muchos casos, los parches de seguridad no se instalan lo suficientemente rápido, creando una ruta fácil para los atacantes que atacan estas vulnerabilidades conocidas.

A las instituciones se les hace necesario adoptar tecnologías para el manejo eficiente y seguro de la información crítica. Una forma conveniente de hacerlo es alojar los datos en una nube, la que basada en Inteligencia Artificial y Machine Learning, pueden identificar, analizar, alertar, y remediar incidentes de seguridad y actividades maliciosas de manera autónoma. La automatización disminuye el nivel de intervención humana, que según Kaspersky, compañía internacional dedicada a la seguridad informática, es la causa del 46% de los incidentes de seguridad.

En la batalla hombre versus máquina, en esta partida la automatización suma un punto a favor porque cuando se trata de proteger los datos de las personas definitivamente necesitamos un aliado que nos proteja de nosotros mismos.

Comentarios