¿Qué tan móvil y conectada será América Latina en 2020?

Por en Internet móvil

Latinoamérica vive un proceso de expansión en este tipo de conexiones que la posiciona como la segunda región con mayor crecimiento en el campo. Repase las cifras y factores que impulsan esta tendencia.

Para todos es evidente el aumento de usuarios y las conexiones a internet a través de equipos móviles: lo hemos visto en nuestros trabajos, centros de estudio y hasta en las familias, donde no es raro hoy en día encontrar a madres, tías y abuelas -tradicionalmente sindicadas como las menos alfabetizadas digitalmente- conectadas con sus smartphones a redes sociales o sistemas de mensajería instantánea.

Pero más allá de las impresiones, América Latina ciertamente vive un proceso de expansión en este tipo de comunicaciones. De hecho, según reveló un nuevo estudio de la GSMA, -la organización de operadores móviles y compañías relacionadas- el número de personas que utilizan sus dispositivos móviles para acceder a internet en América Latina crecerá en 50% para fines de esta década.

En concreto, se pronostica que para 2020 la región sumará 150 millones de nuevos suscriptores a internet móvil, alcanzando así un total de 450 millones. ¿Cuáles son algunas de las repercusiones de esta tendencia? Según el reporte “La Economía Móvil: América Latina 2016”, presentado durante la conferencia “GSMA Mobile 360”, este aumento impulsará el crecimiento económico, la innovación y la inclusión digital en América Latina y el Caribe.

Para Leandro Agion, analista Senior de Telecomunicaciones de IDC para Latinoamérica, "El uso de aplicaciones móviles, especialmente redes sociales como Whatsapp, Facebook, Twitter, etc... son los principales factores que motorizan la adopción de teléfonos inteligentes en estos tiempos".

"Si hablamos de adopción de teléfonos inteligentes, la base instalada ya supera el 55% de las líneas móviles en el 2015. Y se espera que para el 2020 supere el 85%", agrega el especialista.

Crecimiento potenciado

Uno de los aspectos más destacados del informe es que América Latina se posiciona como la  segunda región de más rápido crecimiento móvil en el mundo. Países como Brasil, Colombia, México y Perú agregarán millones de suscriptores nuevos a su base de usuarios.

El total de suscriptores móviles únicos en la región se pronostica que crecerá de 414 millones a fines de 2015 hasta los 524 millones para 2020. Esto convertirá a América Latina en la segunda región de más rápido crecimiento global durante el período, después de África subsahariana.

A su vez, se prevé que la penetración de suscriptores móviles aumentará del 65% de la población regional en 2015 a 78% en 2020. Sin embargo, como es lógico, los niveles de penetración varían ampliamente, con países como Cuba que hoy cuenta con una muy baja penetración (28%), y otros como Argentina, Chile y Uruguay, cuya penetración es superior al 90%.

 

Y así como aumenta la cobertura -se espera que se sumen 262 millones de conexiones de smartphones en la región para fines de la década- también lo hace la calidad y velocidad de las redes. Los smartphones están impulsando la migración a las redes de banda ancha móvil 3G y 4G. Las continuas inversiones en redes 4G por parte de los operadores generaron que hoy la cobertura en esta generación alcance al 60% de los latinoamericanos y se espera que llegue al 80% para el próximo año.

“En conclusión, podemos decir que Latinoamérica ya está muy madura en términos de adopción de telefonía móvil”, apuntó Agion de IDC, algo que se espera que se pueda extender para las líneas conectadas a datos.

Una nueva economía

“El acelerado crecimiento del número de suscriptores de internet móvil experimentado en América Latina en los últimos años ha contribuido al desarrollo de una ‘economía de aplicaciones’ para las industrias de contenido y comercio móvil, a la vez que ha estimulado un entorno local próspero para las start-ups”, dijo Mats Granryd, Director General de la GSMA.

Estas palabras reflejan una tendencia que ha derivado de este fenómeno que da cuenta del aporte que la industria móvil ha hecho al PIB, el empleo y el financiamiento público.

Según el informe del organismo, el uso de las tecnologías y servicios móviles en toda América Latina y el Caribe generó US$255.000 millones en valor económico, equivalente al 5% del PIB de la región. Se espera que este aporte ascienda a más de US$315.000 millones para 2020 o 5,5% del PIB.

El ecosistema móvil regional generó alrededor de 1,9 millones de empleos durante 2015 y contribuyó US$40.000 millones al financiamiento público en concepto de tributación general. Esta contribución no incluye los ingresos recaudados por los gobiernos a través de las subastas de espectro, los cuales alcanzaron los US$450 millones en 2015. La inversión total de los operadores móviles de la región será de más de US$76.000 millones en CAPEX entre 2016 y 2020.

“El nuevo reporte de la GSMA destaca el valioso aporte socioeconómico de la industria móvil a los mercados de América Latina, el cual estimula el círculo virtuoso que reduce la pobreza, mejora la infraestructura y los servicios, e incrementa aún más el acceso y uso de internet”, concluyó Granryd. Lo que resta ahora es el trabajo conjunto entre la industria y los gobiernos para derribar las barreras que representan un obstáculo para la inclusión digital en las distintas áreas.

Comentarios

Error | tecno.americaeconomia.com

Error

El sitio web encontró un error inesperado. Vuelva a intentarlo más tarde.