Eugenio Pimenta, de Cisco: “En los próximos cuatro años tendremos más tráfico de datos que en los 32 años de internet”

Por en Internet

La región enfrenta retos con la llegada del 5G y la implementación futura del Wifi 6. AmericaEconomía conversó sobre estos temas y más con el responsable del Innovation Center de Cisco en Rio de Janeiro.

Por Cristian Aránguiz, desde Brasil.

-¿Cuál es su análisis del ecosistema de innovación digital en Brasil y América Latina? ¿Vamos por buen camino?

-Creo que nos estamos moviendo en la dirección correcta, pero aún tenemos muchos desafíos por delante. Uno de los principales desafíos es la baja inversión para nuevas empresas y en educación, para preparar a la sociedad para los trabajos del futuro. Por eso Cisco ha invertido en soluciones innovadoras para que las empresas puedan crecer mejor y usar la tecnología en su beneficio. Nuestro objetivo es desarrollar soluciones innovadoras con impacto social, en colaboración con nuestros clientes, socios, empresas emergentes y la comunidad académica. A través de nuestros Centros de Innovación y nuestra red global de expertos y empresas asociadas, aceleramos la digitalización en los sectores público y privado, utilizando la mejor tecnología, talento y metodologías.

En la actualidad, Cisco ya cuenta con 14 Centros de Innovación en doce países. Ciudades como París, Berlín, Sydney, Toronto y Londres tienen un espacio como este. En Latinoamérica, tenemos uno en Río de Janeiro, Brasil. No solo traemos tecnología, sino un nuevo modelo de negocio para nuestros clientes y socios.

-¿Esos centros de innovación bajo que lógica nacen? ¿Para incubar nuevas tecnologías o modelar nuevos negocios?

-Dado el crecimiento exponencial de la complejidad y el impacto que permiten las tecnologías digitales, la verdadera innovación solo es posible a través de la colaboración entre múltiples jugadores. Esta es la razón detrás de la estrategia de Cisco para crear los Centros de Innovación. En Río, estamos conectados a nuevas empresas locales directamente a través de los centros emergentes a cargo de la incubación y la aceleración.

-¿Cómo debería ser la relación entre el mundo privado y los gobiernos de Brasil y de América Latina en materia de innovación digital?

-La relación entre el mundo privado y los gobiernos, en términos de innovación digital, requiere una asociación para que ambos puedan contribuir a la evolución del conjunto. Hay dos puntos: uno de planificación y otro de práctica. La primera es la conciencia de que la tecnología es un factor para mejorar la calidad de vida. Esto debería ser un plan estatal, no un plan del gobierno. No es posible transformar la salud, la educación y el transporte de un país de la noche a la mañana, teniendo que hacer todo en cuatro o cinco años. Lleva un largo plazo, evolucionando el plan de gobierno. Este debería ser nuestro pensamiento como ciudadanos, gobernadores y políticos. Otro punto más práctico que cree Cisco y la mayoría del sector privado de suministro de tecnología son las asociaciones entre el gobierno y las empresas. Las asociaciones público-privadas son la salida del desarrollo más ágil.

Dado el crecimiento exponencial de la complejidad y el impacto que permiten las tecnologías digitales, la verdadera innovación solo es posible a través de la colaboración entre múltiples jugadores.

REVOLUCIÓN DIGITAL SIN INFRAESTRUCTURA

-En el caso de Brasil y América Latina, el tema de la corrupción siempre aparece. ¿Cómo puede la innovación en tecnología resolver este tipo de problemas en la región?

-La tecnología debe ser un fuerte aliado en la lucha contra la corrupción. A través de la verificación cruzada, es posible hacer un análisis más preciso y profundo de la información que lleva a hechos y evidencia algunos procesos de investigación de delitos, como la corrupción y el lavado de dinero, por ejemplo.

-¿Qué tecnologías en específico podrían aportar en este sentido?

-Hoy contamos con herramientas que, mediante el uso intensivo de técnicas y soluciones computacionales, como Big Data, redes neuronales y cognitivas, tableros y modelos predictivos, permiten detectar diferentes tipos de fraude a través de patrones de comportamiento. Otra tecnología emergente que puede ayudar a crear transparencia y confianza para las relaciones gubernamentales es blockchain. Cisco no solo proporciona la infraestructura de redes, el procesamiento de datos y la seguridad para iniciativas blockchain de terceros, sino que también está trabajando en nuestra propia solución para integrarla a las ofertas existentes.

-¿Es difícil planificar a largo plazo en Brasil? ¿O en América Latina sí hablamos de transformación digital?

-Es difícil, pero no solo en Brasil, también en América Latina. Creo que es más difícil planificar a largo plazo debido a la revolución tecnológica que significa para el propio país. La planificación a largo plazo significa predicciones sobre lo que encontramos o creemos. Por eso la revolución tecnológica debe ser mucho más de lo que estamos planeando para el futuro del propio país.

-¿De qué forma podemos usar la tecnología para producir impactos sociales relevantes en Brasil y la región?

-La tecnología debe usarse para brindar calidad de vida al ciudadano. El enfoque en qué tecnología se usa, es más importante que en sí mismo. Es necesario invertir para que la tecnología pueda llevar educación, contenido y salud. Usada para el bien, la tecnología debe ser solo la media; el punto focal siempre debe ser el ser humano.

-Pero ¿qué pasa con la falta de infraestructura tecnológica en la región?

-Solo con la infraestructura adecuada que permita el acceso a internet con calidad y precios competitivos para la mayoría de los ciudadanos, podremos democratizar el acceso a la información y las diversas ofertas de educación en línea disponibles. Las soluciones habilitadas de Internet de las Cosas (IoT) también pueden aplicarse a una gama muy diversa de dominios de ciudades, reduciendo costos y creando mejores servicios para el ciudadano. Como ejemplos de los casos de uso en los que podría aplicarse podemos mencionar la distribución y el consumo de agua y la seguridad pública. La telemedicina es otra tecnología que debe utilizarse más ampliamente para conectar a los especialistas disponibles, en las principales ciudades con los pequeños municipios.

-¿En cuánto tiempo llega esta revolución digital a Brasil y a América Latina?

-En los próximos cuatro años tendremos más tráfico de datos que en los últimos 32 años de internet. Y Brasil y América Latina están totalmente integrados en esta realidad. Muchos países de nuestra región como Brasil, Chile, México, entre otros, adoptan rápidamente tecnologías que tienen lugar en todo el mundo.

La tecnología debe usarse para brindar calidad de vida al ciudadano... Es necesario invertir para que la tecnología pueda llevar educación, contenido y salud. Usada para el bien, la tecnología debe ser solo la media; el punto focal siempre debe ser el ser humano.

5G Y WIFI 6

-¿Cómo será el Internet de las Cosas (IoT) en diez años en la región, pensando en la implementación de 5G? ¿Cómo afectará a nuestras vidas?

-El IoT es la nueva realidad del futuro que transformará todo. Hoy en día, la mayoría de las empresas ya tienen algo con IoT implementado. Pero todavía no hay mucho contacto con el cliente final o el ciudadano. Habrá una velocidad de procesamiento que nunca se ha visto antes. En los próximos tres o cuatro años habrá una gran revolución. Actualmente, hablamos del 73% de los ciudadanos que tiene acceso a internet. En los próximos cuatro años, esto superará el 90%. 5G y Wifi 6 son excelentes ejemplos de tecnologías que vienen a impulsar el crecimiento exponencial de los dispositivos conectados. Ambas tecnologías permitirán no solo una densidad mucho mayor de dispositivos conectados simultáneamente, sino también una disponibilidad de ancho de banda mayor, lo que creará aplicaciones completamente nuevas que apenas podemos imaginar.

-¿Cuál es el obstáculo de nuestros gobiernos en América Latina o Brasil para pensar mejor acerca de nuestras ciudades y estructurar una mejor conectividad en nuestros países?

-Hubo un tiempo en que hubo proyectos de transformación digital. Ya no hay un proyecto de transformación digital, porque todo es digital. Creo que en el sistema público esto también ha sucedido. La transformación digital ha aumentado en el ranking hasta alcanzar el punto donde todo es digital. Es una evolución natural.

Entonces, hay dos aspectos principales que son obligatorios para una digitalización exitosa de ciudades y países: visión a largo plazo (y no solo el término típico de cuatro años, correspondiente al mandato de los alcaldes, gobernadores o presidentes) y un enfoque entre dominios. Solo con una estrategia holística la construcción de una infraestructura tecnológica única, para atender a las diferentes secretarías (ministerios), hará viables las inversiones necesarias y generará el mayor rendimiento.

-¿Qué aporta la Inteligencia Artificial al mundo?

-Estamos entrando en una nueva y emocionante era en tecnología que está aportando un cambio transformador a la forma en que vivimos, trabajamos y jugamos. Hace décadas, la era de la PC llevó las computadoras y todas sus capacidades a una amplia audiencia. Luego fuimos testigos del auge de internet, que trajo más conocimiento rápido a las personas. Luego vino el auge de los ecosistemas móviles y de la nube, que es poner a internet en la palma de la mano de las personas, expandir el poder de procesamiento de sus dispositivos y escalar lo que pueden almacenar a niveles antes inimaginables. Ahora, estamos a punto de pasar a una nueva era, que llamamos la Era de la Inteligencia. Imagine un mundo en el que todos los automóviles estén conectados y se comuniquen con las señales de tráfico que los rodean para optimizar automáticamente los flujos de tráfico mediante el análisis de los volúmenes y las velocidades de los vehículos. O una ciudad donde los sensores y guías pueden proporcionar libertad de movimiento a los discapacitados visuales. Considere las posibilidades de que todos los robots de una planta de fabricación estén conectados y proporcionen datos sobre volúmenes de productos para pedidos de materias primas justo a tiempo, además de métricas para permitir un mantenimiento proactivo y preventivo que elimine el tiempo de inactividad.

-¿Es posible que las sociedades de la región lleguen a ese desarrollo pronto?

-No hace mucho tiempo la tecnología que podía aprender y resolver problemas por sí misma solo se encontraba en la ciencia ficción. Hoy en día, los dispositivos con estas capacidades avanzadas están surgiendo a nuestro alrededor, lo que representa la última ola de rápidos avances. La Inteligencia Artificial está redefiniendo nuestra forma de vida, permitiendo a las máquinas hacer lo que la gente creía que solo los humanos podían hacer. También está revolucionando la forma en que hacemos negocios, no solo en América Latina, sino también en el resto del mundo.

NIEBLA

-El concepto de oficina en casa es cosa del pasado y lo que vendrá será “la oficina en cualquier lugar”. ¿Dejarán de existir las oficinas?

-El concepto actual y correcto es “oficina en cualquier lugar”, porque la oficina está en la palma de nuestra mano. Creo que habrá una optimización de los recursos para reducir los gastos de las ubicaciones físicas. Las oficinas no dejarán de existir, pero no serán como las de hoy en día. Si bien tenemos la oficina en la palma de nuestra mano, las empresas deben invertir en espacios de trabajo modernos que sean entornos inteligentes, donde el intercambio de información entre personas y tecnologías disponibles converjan entre sí, haciendo que la experiencia sea más agradable, dinámica y disponible, para cualquier necesidad de las personas en ese entorno.

-Con la gran cantidad de datos que se manejan hoy, ¿podemos evitar la llamada "niebla informática"?

-El IoT está generando un volumen y variedad de datos sin precedentes. Pero para cuando los datos lleguen a la nube para su análisis, la oportunidad de actuar en ellos podría haber desaparecido. El procesamiento debe tener lugar donde se están generando los datos. Lo que está sucediendo necesita ser procesado, informado y dado el resultado en ese momento. A esto lo llamamos "cómputo de niebla" o "computación de borde", que es el procesamiento de borde. Imagine un hospital o lugares donde el procesamiento debe ser infalible. No podemos tener una disponibilidad del 99%; necesitamos el 100%, porque son decisiones de alto riesgo.

La Inteligencia Artificial está redefiniendo nuestra forma de vida, permitiendo a las máquinas hacer lo que la gente creía que solo los humanos podían hacer. También está revolucionando la forma en que hacemos negocios.

-Con todas estas transformaciones tecnológicas, ¿cómo será el trabajo del mañana en la región?

-En el futuro, se generarán muchos puestos de trabajo y se eliminarán muchos otros. Pero en este momento no es tanto si vamos a tener un trabajo o no; es si podremos superar y posicionar a los países como ganadores en la era digital. Estar conectado a lo digital es crítico. El empleo del futuro es algo relacionado con la tecnología. Tanto el sector público como el privado deben dedicarse a preparar a nuestra sociedad para este futuro digital que está llamando a nuestra puerta.

 

Comentarios