Alianza entre Volkswagen y Microsoft contribuye a la digitalización automotríz

Por en Empresas

El vínculo pretende que los automóviles del fabricante alemán tengan acceso a diferentes utilidades online a través del servicio cloud de la tecnológica estadounidense.

Por Pablo G. Bejerano para Think Big. Hace algunos años atrás, la asociación entre una empresa informática y un fabricante de automóviles podría ser atípica. Pero, a estas alturas, nadie duda ya de que un fabricante de vehículos como Volkswagen necesita una nube, y también un proveedor. En este caso, Microsoft, que le permita prestar servicios online a sus clientes.

La aplicación Volkswagen Automotive Cloud está destinada a ser la columna vertebral del ecosistema digital del fabricante de automóviles. Se trata de una plataforma a través de la cual la compañía distribuirá a sus coches conectados una serie de servicios.

Foto: Microsoft News Centre Europe.

La plataforma cloud ofrecerá desde servicios de música en streaming a información de viaje e incluso herramientas de productividad. Todo este paquete estará ofrecido desde Microsoft Azure, aunque Volkswagen también utilizará la plataforma IoT Edge de la empresa nacida en Redmond. Parece claro que el futuro del coche conectado pasa por la prestación de servicios a través de la nube. La llegada del 5G facilitará la conexión de todos estos automóviles a Internet, y se espera que con ello se facilite el uso de software de utilidades y entretenimiento en los vehículos.

“La asociación estratégica con Microsoft va a potenciar nuestra transformación digital”, dijo el CEO de Volkswagen AG, Herbert Diess. “Volkswagen, como uno de los más grandes fabricantes de autos, y Microsoft, con su expertise tecnológico único, están excepcionalmente bien emparejados. Juntos, vamos a desempeñar un rol clave en formar el futuro de la auto-movilidad”, dijo en un comunicado.

El primer coche que usará la Volkswagen Automotive Cloud será lanzado en 2020 a las calles de Europa. Este ha sido el germen de la alianza entre Volkswagen y Microsoft, la que fue anunciada el pasado año. Ahora bien, ambas compañías pretenden profundizar esta colaboración, extendiéndose a China y a EE.UU. En el país asiático, el primer automóvil con estos servicios cloud llegará también en 2020 mientras que a Estados Unidos desembarcará en 2022.

Foto: Microsoft News Centre Europe.

El coche conectado como primera piedra del futuro

Hoy en día. en en la industria automotríz, las tendencias tecnológicas más en boga pasan por los coches eléctricos y los vehículos autónomos. Se trata de dos renovaciones de distinta índole. Mientras que una afecta a la ingeniería, la otra ataca directamente el concepto del vehículo, apoyándose en el desarrollo de software.

Parece claro que los coches autónomos estarán, indudablemente, ligados al ámbito digital. Pero los eléctricos también lo estarán, pues será imprescindible información sobre el estado de la batería e, incluso, el acceso a un mapa con los puntos de carga más cercanos.

Sin embargo, los primeros servicios que se han desplegado en los vehículos son los del automóvil conectado. De ahí que Volkswagen, quien ha dado un enorme impulso a los eléctricos últimamente, quiera consolidar su nube. Microsoft, por su parte, ve como una parte principal de su negocio los servicios cloud a empresas. Así que acercarse al sector automotríz parece, a todas luces, un movimiento sensato.

Comentarios