El auto volador de Toyota que quiere llegar a Tokio 2020

Por en Innovación

Los responsables del auto volador bautizado como SkyDrive afirman que tendrán un prototipo más o menos definitivo en los próximos meses.

Cromo - El Observador. El gigante automovilístico japonés Toyota decidió participar en la financiación de un proyecto de auto volador desarrollado por un grupo de jóvenes ingenieros, que sueñan con que su aparato encienda la llama olímpica de los Juegos de Tokio en 2020.

No obstante, su fabricación viene demorada. Un periodista de Associated Press reveló que lo único que se ha construido hasta ahora es un chasis de aluminio alimentado por ocho motores. El chasis tiene el tamaño de un vehículo mediano y todavía no ha sido capaz de despegar más de unos pocos metros del suelo.

Los responsables del auto volador bautizado como SkyDrive afirman que tendrán un prototipo más o menos definitivo en los próximos meses.

"Queremos crear un mundo en el que cualquiera pueda volar en el cielo en cualquier momento para 2050", con la finalidad de desatascar el transporte urbano, en particular en los países desarrollados donde el número de automovilistas está llamado a dispararse, explican los defensores del proyecto.

"Para concretar nuestra visión se necesita un pequeño auto volador capaz de despegar y aterrizar verticalmente, sin necesidad de pistas especiales", añaden.

"SkyDrive", de 2,90 m de largo por 1,30 m de ancho, podrá volar a 100 km/hora a una altura de 10 metros y rodar sobre tres ruedas a 150 km/h, con un único conductor-piloto a bordo, según los detalles del programa colgados en internet.

Comentarios